Adornos o notas ornamentales

Con el nombre de adornos o notas ornamentales, denominamos los sonidos o grupos de sonidos que, sin formar parte de la estructura básica musical, son introducidos en el diseño melódico con un objetivo expresivo u ornamental.

Al principio, la incorporación de elementos ornamentales se confiaba al intérprete, que se servía de signos y fórmulas convencionales. A tanto llegó el uso y abuso de estos artificios ornamentales que los compositores se vieron obligados a precisar qué era lo que querían y cómo lo querían. A tal efecto, entre 1650 y 1750 (época Barroca), proliferaron tratados y tablas explicativas, en las que cada autor describía sus signos y su correcta interpretación. Así pues los adornos dejaron de ser algo arbitrario para pasar a ser algo normalizado.

Hacia mediados del siglo XVIII la práctica ornamental se aborda en profundidad en diversos tratados. Durante el siglo XIX la ornamentación en la música fue cada vez más esporádica, y desde comienzos del siglo XX los adornos tradicionales fueron desapareciendo poco a poco de la escritura musical.

La descripción y normas de interpretación serán las ajustadas a la época barroca. En aquellos casos en el que el criterio interpretativo haya sufrido alguna modificación (clasicismo, romanticismo…) se hará la oportuna aclaración.

Apoyatura

Apoyatura larga

Es una nota de adorno que precede por grados conjuntos a una nota real. Se representa por notas de pequeño formato, o por medio de signos convencionales.

Interpretación: la apoyatura se ejecuta sobre el tiempo de la nota real, de la que toma acento y duración. Por tanto su duración está en función de la nota real a la que acompaña.

  • Si la nota real es divisible en mitades, la apoyatura toma la mitad de su valor.

  • Si la nota real es divisible en tercios, la apoyatura toma dos tercios de su valor.

  • La apoyatura toma todo el valor de la nota real cuando; la nota real está ligada a otra del mismo nombre y altura de sonido; cuando detrás de la nota real está colocado un silencio.

Apoyatura breve

Se ejecuta de forma rápida sobre una nota a distancia de 2ª ascendente o descendente de una nota principal de la cual toma su valor. Se representa por medio de una corchea (o semicorchea) de pequeño formato, cuya plica está atravesada por una línea oculta.

En el proceso evolutivo hacia el romanticismo, la modificación de la apoyatura (breve o larga) consiste en su ejecución anticipada y en la libertad de producirse a cualquier distancia.

Apoyatura doble

Consiste en dos notas de pequeño formato que anteceden a una nota real de la que toman su valor. Su ejecución es siempre rápida y sobre el tiempo real.

 

 


Mordente

Ejecución rápida y alternada de una nota real con su auxiliar superior o inferior diatónica (tono o semitono). Se ejecuta sobre la nota real, de la que toma su valor.


Trino

Repetición alternada y rápida de una nota real con su auxiliar superior diatónica (tono o semitono). Se representa por medio de signos convencionales.

Se ejecuta empezando por la nota auxiliar, sobre el tiempo de la nota real y por el valor íntegro de ésta.

Los trino pueden llevar detención (interrupción del trino). Esta detención se hace sobre todo cuando la nota trinada lleva puntillo.

Cuando la duración de la nota lo permite, el trino puede llevar:

Cuando la nota auxiliar está alterada, el signo correspondiente se coloca indistintamente, encima, debajo, e incluso delante o detrás del trino.

En el Clasicismo, aun persistiendo las normas del periodo barroco, no faltan ejemplos de trinos empezando por la nota real.

En el Romanticismo es tendencia generalizada comenzar el trino por la nota real indicando el caso contrario con un mordente de una nota. También hace su aparición el trino inferior.


Grupeto

Adorno que rodea por grados conjuntos a una nota real. Las notas que intervienen son: la nota real y las notas auxiliares superior e inferior. Se representa por medio de signos convencionales.

Su ejecución debe ser con cierta rapidez e igualdad y sobre el tiempo de la nota real.

Cuando el grupeto está colocado entre dos notas da lugar a tres casos fundamentales:

  • Grupeto colocado entre dos notas del mismo nombre y sonido. En este caso, tras la primera nota real se ejecuta el grupeto, resolviendo en la segunda nota real.
  • Grupeto colocado entre dos notas distintas en nombre y sonido. En este caso, tras la primera nota real se ejecuta el grupeto concluyendo en la misma nota real, que a su vez enlaza sin solución de continuidad con la segunda nota real.
  • Grupeto colocado sobre un puntillo de prolongación, o entre dos notas ligadas. En estos casos, tras la nota real se ejecuta el grupeto y se hace coincidir la última nota del grupeto con el puntillo o la segunda nota ligada, que adquiere valor de nota real.

Para indicar las alteraciones, la norma general es:

  • Si la nota afectada es la auxiliar superior, se coloca la alteración encima del signo.
  • Para la auxiliar inferior, debajo.

En la evolución hacia el Romanticismo, la escritura del grupeto se generaliza por medio de notas de pequeño formato y su ejecución se hace anticipada.

Deja un comentario